Publicado el Deja un comentario

Cómo diluir tus aceites esenciales

Todo lo que necesitas saber antes de diluir tu primer aceite

Usar AE en la piel nos ofrece múltiples beneficios, tanto de belleza como higiene y salud. Considerada por muchos la vía de excelencia para la aplicación de aromaterapia , debido a la rápida y eficaz absorción de los AE. Aunque comparado con la difusión, el uso apropiado de AE en la piel requiere de un mayor conocimiento y cuidado.

Para muchos la piel puede parecer una barrera, pero la piel es una puerta

Las moléculas que mejor se absorben tienen bajo peso molecular y son liposolubles. Dado que los compuestos aromáticos cumplen estas dos condiciones en todos los casos , se presentan como una alternativa idónea para la absorción en la piel.

La mayor ventaja que posee esta forma de aplicación es sobre afecciones localizadas. Sobre todo aquellas cutáneas, musculares y articulares. Por el contrario cuando se busque una acción global sobre el organismo se recomienda aplicar en la cara interna de las muñecas, dado que la piel es muy fina y se encuentra altamente vascularizada. Esto favorece una absorción rápida y completa.

La columna vertebral protege la mayoría de las terminaciones nerviosas que conectan nuestro encéfalo con el resto de nuestro cuerpo

Destaca sobretodo para las aplicaciones que buscan un efecto regulador del
sistema nervioso.
Principalmente debido por la presencia de centros nerviosos en esta zona.

¿Por qué diluir los aceites esenciales?

  • Aumentar el área de absorción del AE
  • Cuidar pieles sensibles: atopia, personas alérgicas a múltiples sustancias
  • Aplicación en zonas extensas
  • Niños menores de 6 años
  • Disminuir la posibilidad de una reacción cutánea indeseada
  • Agregar los beneficios de un AV

¿En qué diluir los aceites esenciales?

Los aceites y mantecas vegetales son el vehículo ideal para diluir AE fuera de cuestionamiento. Además de mezclarse perfectamente, los distintos AV poseen propiedades muy variadas para cualquier tipo de piel.

El gel de aloe vera debido a sus efectos benéficos sobre tejidos dañados también resulta una buena base para AE, admite hasta un 10%. Miel, arcilla pueden ser otros vehículos.

Geles de ducha o champús son vehículos útiles para mejorar el cuidado del cabello o la higiene general.

El alcohol sirve para diluir, pero irrita y reseca la piel, más sirve para cuando se desee difundir en un ambiente o en ropa con un spray.

aceites vegetales

¿Con qué tener cuidado?

Existen aceites esenciales que en su estado puro son dermocáusticos. Agreden la piel provocando quemaduras. En este grupo se encuentran AE que contienen fenoles (orégano, clavo) y/o aldehídos aromáticos (canelas). No se aplican en la piel usualmente y si se usan debe hacerse con todos los cuidados necesarios.

Consideraciones de uso

Si bien los AE poseen un gran espectro de principios activos, es muy importante utilizarlos con conocimiento y criterio. Todo tipo de persona debe realizar una prueba preliminar de alergia, especialmente aquellos que tienden a desarrollar síntomas alérgicos. No se deben aplicar en ojos, nariz o conductos auditivos. Antes y después de la aplicación es ideal lavarse las manos. El uso tópico de casi todos los AE requiere dilución. La ingesta de AE debe estar supervisada por un profesional de la salud. Nunca se deben inyectar AE por vía venosa o intramuscular.

¿Cómo diluir?

En la tabla figuran porcentajes aproximados dependiendo del uso deseado. Calcule el volumen de AE en función de la cantidad de mezcla total que necesita.

Convierta ese volumen a gotas, tomando como medida 30 gotas por un mililitro de AE. Añada el AE y el vehículo en un frasco que posea el volumen necesario para contener a ambos.

Para tener más información o aprender más sobre el uso de los aceites esenciales y los principios activos te recomendamos participar de nuestros cursos. Debido a la pandemia han estado en pausa, pero esperamos pronto tener material virtual a disposición de todos los interesados.

Estamos atentos a sus comentarios y dudas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *